Arroz con pota de calamar

Que socorrido que es el arroz ¿verdad? Y es que por eso es el alimento estrella en buena parte del mundo, en especial en Asia. Su atractivo esta en el sinfín de combinaciones tanto con carne como con pescado, además de las diversas texturas que ofrece por sus distintas variedades. En esta ocasión, es un plato sencillo, barato y de calidad; puesto que no se utilizan excesivos ingredientes y sus precios son muy asequibles.

La pota de calamar, se suele hacer encebollada, pero no es una receta que personalmente me llame mucho la atención, le hemos dado una vuelta en Cocina Facil y Barato. Lo primero que vamos a hacer es la típica receta de pota de calamar encebollada: Sofreímos la cebolla y el ajo a fuego medio junto con la pota de calamar en cuadraditos de 3×3 cm aprox. en una olla de acero inoxidable. Transcurridos unos 10 minutos añadiremos los guisantes, la pimienta blanca, el azafrán y el pimentón dulce. Lo dejaremos a la misma temperatura durante 3/4 minutos para que se mezclen los sabores. Entonces añadiremos el perejil picado y el vasito de vino blanco, y le subiremos el fuego a temperatura media-alta.

Una vez se haya evaporado el alcohol añadimos el tomate frito y mezclamos durante 3/4 minutos más procurando no se nos agarre a la olla. Luego añadiremos el agua correspondiente a la cantidad de arroz que vayamos a añadir, teniendo en cuenta que es arroz bomba pero se va a hacer en recipiente alto añadiremos una proporción de 2 a 1 con respecto al arroz. Añadiremos un poco más de agua pues lo dejaremos cocer todo junto durante 10 minutos a fuego medio.

Entonces añadiremos el arroz y dejaremos al mismo fuego durante 15 minutos pero con la olla medio tapada, ya que queremos que el arroz quede jugoso y no seco como en una paella. Ahora ya comprobamos su textura y a degustarlo.

Arroz con pota de calamar

Arroz con pota de calamar

Ingredientes para 4 personas:

  • 1 cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • 300 gr de arroz bomba
  • 700 gr de pota de calamar
  • 100gr de guisantes
  • 50 gr de tomate frito
  • 1 vaso de vino blanco
  • pimienta blanca
  • pimentón dulce
  • azafrán
  • perejil
  • sal

Notas:

  • La pota de calamar es de lo más barato que podemos encontrar en la pescadería, no es tan gustosa como la sepia o el chipirón, pero hace su función en grandes cantidades
  • Recordar que el arroz debe quedar meloso, pero esto es por gustos, si lo deseáis caldoso, habrá que añadirle más agua y subir el fuego, reduciendo su cocción 5 minutos.

Dificultad: básica

Precio aproximado (4 personas): 4

Anuncios

Judias verdes con conejo

Perfecta combinación de conejo guisado para arreglar con vida una judías verdes. Ya se nos acababan las ideas para las judías verdes hasta que la imaginación en la cocina  nos salvo de otro plato, aunque bueno por su sencillez, un poco aburrido ya: judias verdes con jamón.

Ponemos a cocer durante 45 minutos las judías verdes en agua con sal junto a las patatas al transcurrir 20 minutos aproximadamente. Mientras se cuecen podremos ir cocinando el conejo que no será excesivamente complicado. Ya lo tenemos cortado, y sino es así hacedlo. Lo freimos en 4 cucharadas de aceite a fuego fuerte, una vez salpimentado. A los 10 minutos estará lo suficientemente marcado, así pues, lo retiramos y en el mismo acite freimos el ajo y la cebolla bajando un poco el fuego y añadiendo el aceite que sea necesario para dorar los ingredientes en 10 minutos. Entonces añadiremos el vino blanco y corregimos de sal, dejamos evaporar bajando otra vez el fuego. Una vez hecho esto, escurrimos las judías verdes y las patatas y rehogamos con el conejo en su salsa durante 5 minutos, luego servimos bien caliente.

Judias verdes con conejo

Judias verdes con conejo

Ingredientes para 4 persona:

  • 500 gr de judías verdes
  • 2 patatas
  • aceite de oliva virgen
  • 1 Kg de conejo
  • 3 ajos laminados
  • 1 cebolla
  • 1 vaso de vino blanco
  • sal y pimienta

Notas:

  • Es un plato muy completo y que al combinar sabores ganan todos los ingredientes
  • El conejo es una carne muy sabrosa y barata pero con poco contenido

Dificultad: básica

Precio aproximado (4 persona): 7€ 

Palometa con tomate en cama de patatas

La palometa es para algunos un pescado seco y aburrido pero para otros es considerado el besugo negro. Este pescado resulta económico y sabroso para condimentar con salsas, como la que ya hiciéramos otro día con salsa verde. Esta vez con tomate y una cama de patatas con un resultado más que satisfactorio.

Se frie la palometa en piezas con harina. Una vez marcados todos los trozos de pescado, se fríe en el mismo aceite la cebolla cortada fina, y una vez dorada esta se incorpora el tomate frito. Se rehoga durante unos minutos a fuego suave y se añade una pizca de estragón y el vino blanco. Mientras tanto se fríen en rodajas finas las patatas, procurad aprovechad el aceite de estas, ya sea anterior o sirva para otros platos posteriores, pues tiene que ser abundante. Incorporad los pedazos de palometa a la salsa de tomate. Una vez pasados 15 minutos de freir las patatas y de cocerse la salsa se junta todo y se corrige con agua y sal en función de la necesidad tanto del pescado como de la patata.

Palometa en salsa de tomate y cama de patatas

Palometa en salsa de tomate y cama de patatas

Ingredientes para 4 personas:

  • 600 gr de palometa
  • 3 patatas
  • 30 cl de vino blanco
  • 200 gr de tomate frito
  • 1 cebolla
  • estragón y sal
  • 50 gr harina
  • agua o caldo de pescado

Notas:

  • La japuta o palometa no suele llevar demasiadas raspas pero en esta ocasión nos ha tocado, así que tened cuidado y procurad que os la limpien.
  • Es un plato muy suave pero consistente, en especial por la cantidad de aceite que hemos empleado para freir las patatas

Dificultad: básica

Precio aproximado (4 persona): 6

Merluza en salsa verde con almejas

Un plato de la cocina vasca por excelencia. Seguro que lo habeís probado o hecho en más de una ocasión, pero comprenderéis que al ser una receta tan fácil y barata, tiene que estar dentro de este blog de recetas anticrisis. A los que ya sois seguidores del blog seguro que os viene a la mente un plato de pescado parecido: palometa en salsa verde. Pues no os mentiré, es prácticamente idéntico, con la variante además claro está del pescado (merluza en este caso) en el vino empleado, que hoy por variar ha sido un chacolí.

Sofreímos por todas sus caras la merluza enharinada y salada, en medallones preferiblemente. En otra sartén añadimos los ajos fileteado en 4 cucharadas de aceite bien caliente; al dorarse los retiramos en la sartén de freir la merluza y vertemos, en la sartén de freir los ajos, el vino blanco (txacolí) con las almejas y zumo de medio limón, dejamos tapadas durante 3-5 minutos a fuego medio y apartamos, corregimos de sal e incorporamos todo junto con agua o caldo de pescado (en este caso concentrado) y perejil en la sartén donde están el resto de ingredientes incluidos la merluza y los guisantes, para dejar 20 minutos a fuego lento.

Merluza en salsa verde con almejas

Merluza en salsa verde con almejas

Ingredientes para 4 personas:

  • 1 kg de merluza en medallones
  • 300 gr de almejas vivas
  • 4 dientes de ajo
  • 30 cl de vino txacolí
  • 150 gr de guisantes
  • agua o caldo de pescado
  • harina para rebozar la merluza
  • perejil
  • sal y limón

Notas:

  • El limón hará que las almejas se abran antes y así mantener su frescura
  • La merluza es un pescado jasquete, pero acompañada de una buena salsa tiene mucho cuerpo
  • Si no tenéis txacolí vale otro vino blanco

Dificultad: básica

Precio aproximado (4 persona): 8€

Garbanzos con almejas

Las clásicas combinaciones entre mar y legumbres. La gran mayoría de las veces que he podido ver está combinación, ha sido la de alubias con almejas, lentejas con chipirones, garbanzos con cogollos de merluza…Pero está vez he querido hacer un homenaje a mi legumbre preferida: los garbanzos, con el que creo es de los mejores ingredientes para acompañar cualquier legumbre: las almejas.

Como os podeis imaginar, no tiene ningún misterio su realización. Se ponen a freir en la misma cazuela donde vallamos a guisar los garbanzos; puerro finamente picado, ajo y perejil en unas 4 cucharadas de aceite y una vez dorados añadiremos las almejas al mismo fuego y con la tapa puesta para que se genere vapor y puedan abrirse. Una vez abiertas añadimos la pimienta negra y vino blanco. Dejamos que se evapore el alcohol y añadimos los garbanzos y agua. Una vez esté hirviendo el guiso, añadimos una pastilla de caldo concentrado de pescado. Dejamos a fuego medio durante 30 minutos y será suficiente.

Garbanzos con almejas

Garbanzos con almejas

Ingredientes para 4 personas:

  • 1 lata de garbanzos
  • 3 ajos
  • 1 puerro
  • 500gr de almejas
  • 1/2 litro de caldo o agua
  • perejil
  • 1 vaso de vino blanco
  • sal y pimienta negra

Notas:

  • Si deseais que tenga una consistencia mayor el caldo (más espeso) recomiendo coger unos cuantos garbanzos y machacarlos para mezclarlos con el resto de ingredientes en el mortero
  • Si disponeís de azafrán con un pellizquin le aportareís ese regusto especial…muy recomendable

Dificultad: básica

Precio aproximado (4 personas): 6